Los dirigidos por Herrera tendrán que implorar a los dioses arbitrales para dar vuelta a la eliminatoria

Ciudad de México 11 de mayo 2018.-  Los dirigidos por Herrera tendrán que implorar a los árbitros de  apara dar vuelta a la eliminatoria. El discurso de jueves a viernes no cambió mucho en el seno de América. la intención de las Águilas es dar la vuelta al marcador mañana en el estadio Azteca y dejar claro porqué son el equipo con más títulos en el balompié mexicano. Miguel Herrera, timonel de los de Coapa confía en sus pupilos, pues él ha sido artífice de grandes remontadas, como la de la final del Apertura 2013 ante Cruz Azul. Aunque lo que más le ilusiona al “Piojo” es que quedan 90 minutos en casa, ante su gente.

Me ilusiona que el equipo tiene 90 minutos. No está acabado. Agregó que el ánimo en este momento no es el ideal, pues si bien no es imposible la remontada, luce bastante complicada, sobre todo, porque Santos cuenta con una buena delantera y es importante que no reciban gol en casa.

Obviamente que estamos golpeados, pero tenemos que levantarnos. Esto no se acaba, quedan 90 minutos y buscaremos hacer lo imposible.

Sin titubear, el “Piojo” afirmó que se ve con los azulcremas en la final. Que no tiene duda del plantel tan vasto que tiene y es por eso que va a impulsar a que sus muchachos salgan con todo.

Claro (nos vemos en la final). Tenemos equipo para salir adelante. Reitero, el que vio el partido ayer tiene claro que no fue el mejor día en aciertos y errores porque el manejo de partido estuvo muy parejo. Tuvimos la pelota y llegada. Ellos fueron concretos y nosotros no”, apuntó en la llegada a Ciudad de México.

Ante los medios de comunicación que se dieron cita en la terminal aérea, Herrera intentó entender cómo es que el partido cambió tanto de un momento a otro y al final expuso que es muy complicado que haya partidos donde lo malo y lo bueno se unen en su contra.

La verdad es que ayer analizaba el partido y tanta mala suerte no pudimos tener. Todo se conjugó en un partido. Las fallas que tuvimos arriba y los aciertos que ellos aprovecharon de nosotros abajo.

En América la presión es continúa, y eso lo tiene muy claro su timonel, Miguel Herrera. La derrota ante Santos lo dejó dolido, pero expuso que mañana saldrán a la cancha del estadio Azteca a jugarse la vida, y que eso lo tienen muy claro sus pupilos.

El equipo está consciente que tenemos que matarnos el domingo para avanzar. A entregarnos a muerte. Quién dijo que fuera fácil. Aquí la presión es diaria”.

El líder del banquillo azulcrema recalcó, como lo hizo al término del juego en Torreón, que las Águilas deben hacer un partido que rose la perfección y que no deben cometer los mismos errores.

No hay de otra (debemos hacer un partido perfecto). Ellos aprovecharon los desaciertos de nosotros y fueron contundentes. Nosotros llegamos varias veces al arco rival, hasta un penal fallamos. Saldremos a darlo todo.

Lo último que muere es la esperanza y por eso no se darán por vencidos hasta que el silbante marque el final de los 90 minutos.

Vamos a intentarlo”. Y aseguró que el verdadero aficionado americanista estará apoyando sin importar lo que pasó en el juego de ida. “La gente americanista estoy seguro que estará ahí apoyando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *